martes, 6 de enero de 2009

MGS 2....+ [Cap 5 El verano de Masao]


[Metal Gear Solid 2: Sons Of Liberty]

Los reyes me han traido este juegazo!!!

Ya pondré aqui info sobre él.
*risa malvada*

*Se va*

P.D: No se si se habran dado cuenta de que, en la caratula
europea, no aparece Raiden ni por delante ni por detras.
¿Publicidad engañosa? ¿O acaso Konami sabia que como pusieran a Raiden
no se iba a vender ni una copia original? xD!
___________________________________________________________________________
Capitulo 5: Yo no quiero a mi mamá.

Al poco tiempo de ver a mi madre en la entrada de aquella casa fue con Fatso y Baldy a dar una vuelta en su moto nueva.
Y así aprobechemos para despedir a Jujin, quien se iba a un viaje a Estados Unidos con su madre.
Despues de marcharme alguien tocó en la puerta de mi casa. Hitomi abrió.
- ¿Que haces tú aqui?-
- Venir a por lo que es mio.- Ambas mujeres cruzaron las miradas.- Ahora me llevo a mi hijo.-
Kikujiro al oir esa frase se dirigió rápidamente hacia la entrada de la casa y gritó a la mujer.
- ¡¿Como que te llevas a tu hijo?! ¿Ahora te preocupas por él?- Kikujiro intentó acercarse a la mujer e Hitomi,
temiendo que pudiera hacer algo como golpearla, evitó que siguiera caminando hasta ella.
- Keiko..no tienes derecho a venir aqui como si estos 10 años no fuesen nada y llevarte al niño.-
- Es mi hijo. Debe venirse conmigo.-
- Tú le abandonastes cuando era un crío.- Gritó Kikujiro.- Ni siquiera tuvistes el valor de decirle a la abuela de Masao
la verdad. ¿Porque no le dijistes nada? ¿eh? Maldita hija de...-
- ¡Cállate Jiro! .- Le gritó Hitomi.

Cuando regresé nos encontremos con mi padre arrodillado en el suelo.
- ¿Que pasa papá?-
- Hijo, tu madre...-
- ¡Esa no es mi madre! ¡Ustedes son mi familia!- Le grité.
Mi padre solo agachó la cabeza y se levantó poco a poco. Incluso se me quedó mirando.
Quizás aún me seguía viendo como aquel niño...pero ya no es asi, ya no era asi.
- ¿Donde esta mama?-
- Hitomi habla con Keiko, tu verdadera madre...-
- OK.- Me dirigí a la puerta, dispuesto a decirle lo que pensaba a Keiko. Pero cuando quise darme cuenta mi padre estaba en el suelo
y Fatso y Baldy gritandome que llamara a un médico. Lo siguiente fue todo muy borroso.

La escena siguiente que me cabeza quiere recordar era en el hospital.
Mi padre acostado en una de la camillas y yo con mis manos en la cabeza pensando en una sola cosa: "ataque al corazon"
Sabia perfectamente el porque de aquel ataque. Yo. El miedo que le recorría era que me fuera con mi verdadera madre.
Como bien el me dijo una vez: "Ya buscaremos a tu madre."
Nunca lo hicimos y preferí que fuese asi. Pero saber que ahora mi padre estaba pendiente de un hilo por
culpa de esa mujer....esa frustración podía conmigo. A pesar de que Hitomi la hubiera gritado fuertemente, eso a mi no me ayudaba mucho.

Abrí mis ojos, aún sosteníendo mi cabeza con mis manos.
A través de mis dedos vi como unos zapatos rojos entraban en la habitación y se paraban ante mi.
- Hola Masao. ¿Como se encuentra Kikujiro?-
- ........ - No quería hablar. Y menos con ella. Solo quería ser mi amiga pero para llevarme hasta esa mujer.
No queria mas mentiras. Solo queria que me dejasen vivir en paz.
- ¿Masao?- Ikuko se inclinó hacia mi. Intentando verme la cara. ¿Porqué? ¿No veía a caso que ya esta profundamente dolido como para encima aguantarla a ella?
Levanté mi cara un poco y le ví la cara, antes de darse media vuelta vi una sonrisa en su rostro y eso ya
fue demasiado para mi. ¿Encima te ries? Mi padre pudo haber muerto y encima...¿te ries?
Dime...¿Que hace tanta gracia?

Creía que esas preguntas solo las pensaba mi cabeza pero cuando quise darme cuenta estaba encima de ella,
gritandole el porque de su risa, el porque de todo...gritandole que me dejara en paz y que se fueran las dos...
también estaban mis manos alrededor de su cuello y al darme cuenta de esto paré en seco.
Ikuko tosió fuertemente y comenzó a llorar.- Mama solo quería que.....-Sollozó- Solo quería que estuvieramos juntos hasta
que ella se vaya...Ella se muere Masao. Solo quería compartir sus ultimos meses de vida contigo.-
- ¿Y ahora viene a buscarme?- Ahora me arrepiento de haberle gritado asi. Pero en aquel momento solo pensaba en mi padre
y en ese ataque que le había dado.
Me quité de encima de ella y nos levantamos. Ella comenzó a sollazar mas sonoramente y se fue corriendo.
Ahora ya no solo sentía la culpa de mi padre...ahora tambien tenía los llantos de una niñata metidos en la cabeza.

"¿Y ahora que?" "¿Que hago?" "¡No! ¿Ir con una mujer que me abandonó? ¡Nunca! Se lo prometí a mi padre."

Como si me hubiera oído, Kikujiro despertó.
- Vete con tu madre.-
- ¡Papá!- Le dí un abrazo rápidamente y me puse a llorar.-
- ¡¿Hijo que haces?! ¿No sabes que da mala suerte llorar?- Se puso a llorar conmigo.
Cuando ambos nos habíamos desahogado bastante hablemos.
- Pues no me da la gana irme con ella.-
- Hijo...-Dijo con tono de enfado.
- ¡No! Yo te prometí estar contigo.-
- Hijo, esa mujer también esta en el hospital.-
- ¿Que...?-
- Le dió nosequé cosa y tambien esta aqui. He oido a los médicos diciendo que no me ha salir de esta.-
- No voy a....- Cerré los ojos con fuerza, no quería ir y "arrodillarme"
- ¿Quien demonios te ha educado? Vete a estar con ella y tragate tu orgullo.-

Me levanté de la silla cercana a la cama de mi padre y me dirigí a la puerta en silencio.
- Hijo, no te preocupes. Tendré la compañia de los chicos y de Hitomi y además...Dios se lleva antes a los mas cabrones.-
Sin ni siquiera mirarle a la cara le contesté.- Eso es mentira. Primero se lleva a las buenas personas.- Suspiré.
- Y yo no quiero...- Mi padre me interrumpió.-
- Ya lo sé. Pero tranquilo que cuando vuelvas estaré aqui. Ahora vete. ¡Venga vete!-
Me fui a hablar con aquella mujer.


Al entrar se hiso el silencio y evité mirar a Ikuko. Si, sentia verguenza por lo que habia echo, y eso es algo que un perdón no va
a borrar. Mientras mi verdadera madre, Keiko, solo me miraba sonriendo tiernamente.
Al llegar hasta ella me besó la mejilla y me sonrio.
Y comenzemos a hablar...hasta que tuve que hacerlo, tuve que decir la verdad.
No voy a mentir a naide, aunque éste esté a punto de morir.
- Pero hijo...yo te quiero y sé que podremos empezar de cero.-
- No podemos Keiko.-
- Llamame mamá.-
- Pues repito. No podemos mamá. Independientemente de lo que tú me quieras a mí....Yo no te quiero.-
Sé que Ikuko me clavó la mirada a pesar de que ella se encontraba tras de mí.
Keiko, solo bajó levemente la mirada y sonrió.- Te entiendo. Sólo te pido que no guardes mas ese rencor hacia mí.-
- Quisiera guardarlo pero no podría. No soy esa clase de persona, no te puedo odiar. Tu me distes la vida.
Y...a pesar de que me abandonastes; gracias a eso conocí a gente maravillosa si te digo la verdad.- Miré al techo de la habitación y mi mente dibujó
a aquellas personas de las que hablaba.- Gracias...susurré.-

"Pero a pesar de todo. SIgo sin poder quererte, ni como madre ni como nada."- Pensé.

FIN CAP 5
-----------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------------

1 comentario:

Jackie_Chan_Spain dijo...

Otro capítulo interesantísimo, me sigue molando esta nueva forma, esto si que es un regalazo de reyes.

Y una de las cosas mas inesperadas, Ikuko es la hermanastra de Masao O__O

Espero que esto siga, por que le estas dando caña.

Saludos y Besos Nea!!

P.D: Vaya juegazo, los reyes se portaron de lujo por ahí tambien jejeje. Por lo de la carátula, esta claro, publicidad engañosa, no me sé yo caso ni ná sobre eso.